• Numeros de prostitutas

    Prostitución rae prostitutas de un burdel

    prostitución rae prostitutas de un burdel

    La situación laboral y jurídica de las prostitutas varía de acuerdo al país. En algunas naciones europeas, la prostitución es una actividad reconocida y regulada por el Estado: También es frecuente que el proxenetismo sea considerado como delito.

    Es importante destacar la diferencia entre la mujer adulta que, por voluntad propia , se convierte en prostituta, y aquella que es obligada a ejercer la prostitución. En el segundo caso, las prostitutas son víctimas de una red de trata. La red de trata es una actividad que consiste en lucrar con la explotación de personas, generalmente con fines sexuales, aunque también incluye trabajos forzados, extracción de órganos y servidumbre.

    Es una parte perversa y compleja de la sociedad, que se nutre de un trabajo constante y de la combinación de varias fuerzas para mantener su accionar bajo un velo.

    Esto no significa que no sea posible divisar su presencia en la calle, sino que aquellos que podrían hacer algo para erradicarla se niegan a actuar, para mantener a salvo sus intereses. No son pocas las historias de jóvenes mujeres que, por diferentes razones, caen en las garras de una red de trata y se convierten en prostitutas sin haberlo buscado.

    La sociedad suele despreciar la figura de la prostituta, pero en la mayoría de los casos no tienen la información suficiente como para emitir un juicio: This study explores the macro- list of headwords and the microstructure definitions and register marks from discourse analysis and it verifies the low number of improvements have been made to reduce this subjectivity.

    Spanish lexicography, dictionary and ideology, discourse analysis, Royal Spanish Academy, prostitution's lexicon. Uno de los aspectos que se ha estudiado recurrentemente en los diccionarios es la presencia de elementos subjetivos tanto en la macro-estructura como en la microestructura.

    Así, se han ido creando paulatinamente términos eufemísticos para aludir a la prostituta que han acabado convirtiéndose en palabras interdictas como sucedió con puta y que han exigido la aparición de un nuevo elemento léxico o el uso figurado de otro ya existente para nombrarla de manera socialmente aceptable.

    En lo referente a la macroestructura, por el avance que se da de la edición de , sabemos que se ha propuesto la supresión de los artículos churriana, pajillera y prójima. Si atendemos a la microestructura del diccionario y nos detenemos en las definiciones, lo primero destacable es la ampliación del significado de algunos lemas, que han dejado de ser explicados como algo exclusivo de las prostitutas o de la prostitución.

    Sucede así con el nuevo lema pajillero, ra: Este tipo de generalizaciones se han ido dando paulatinamente en el DRAE. Así, en lo nombrado se extiende a otras actividades no necesariamente ligadas a la prostitución hacer la calle [s. Estas nuevas definiciones van en consonancia con la visibilidad que ya tiene la prostitución masculina en nuestra sociedad. Esa modernización no llegó, no obstante, a aquellas acepciones que no contenían una remisión ni a aquellas cuya remisión iba acompañada de otras explicaciones.

    Vamos a tropezar con esas designaciones anticuadas en definiciones tanto de lemas que nombran a las prostitutas como de aquellos que aluden a otros personajes o aspectos diversos relacionados con la prostitución. Como observamos en las siguientes entradas, no se ha sustituido todavía la palabra "ramera" por "prostituta", 12 con las modificaciones estilísticas a que hubiera lugar, Dicho de una mujer: Dedicarse a la prostitución.

    Dicho de un hombre: Frecuentar el trato carnal con rameras. Mujer cuyo oficio es la relación carnal con hombres , nos encontraremos con una dificultad innecesaria en la definición provocada por la expresión eufemística "relación carnal", que podría subsanarse con la simple remisión a prostituta, como en otros casos se ha hecho. El DRAE, en su edición de , va a seguir sirviéndose de este tipo de explicaciones indirectas que vemos en ramera, al referirse a las relaciones sexuales fuera del matrimonio, lo cual mantiene viva la moral y la legalidad cristianas en dichas definiciones.

    Mujer con quien se tiene trato ilícito. Mujer que mantiene trato ilícito con alguno. Mujer de costumbres libres. Mujer de costumbres sexuales muy libres. Estas tres entradas y sus definiciones evidencian que el comportamiento sexual femenino, cuando no es recatado, se percibe como rayano en la prostitución.

    Similar valoración se mantiene en el uso de expresiones eufemísticas que siguen sin ser sustituidas por una remisión a prostituta. Miremos las que se han construido sobre la imagen de un tipo de vida: Curiosa paradoja del lenguaje figurado: Se decía de la mujer de mala vida. Mujer de mala vida. Mujer perdida , de mala vida. Mujer de mal vivir. Hombre perdido y enviciado que trata con las gorronas y mujeres de mal vivir.

    Mujer de vida alegre. Es evidente que no es responsabilidad de los lexicógrafos la existencia de estas locuciones en la lengua española, pero sí lo es la decisión de utilizarlas en lugar de una definición aséptica o de una remisión también aséptica a una entrada en la que hay una explicación clara y adecuada del significado.

    Al mismo tiempo, de mal vivir remitía a de mala vida, que se definía como "1. Dicho de una persona: De conducta relajada y viciosa". Mientras, de vida alegre no aparecía como locución definible bajo alegre y sólo podía encontrarse como ejemplo de la novena acepción de este lema 9. Algo libre o licencioso. Cuento alegre, mujer de vida alegre. Nada de esto se ha enmendado para la edición de Encapricharse de un chulo y estar dominada por él.

    Lo asombroso del asunto es la asimetría que observamos en el seno del DRAE entre las diferentes acepciones de un mismo lema o en vocabulario muy similar y que debiera recibir el mismo tratamiento. Este uso arcaizante ni siquiera es justificable en las voces germanescas, puesto que una cosa es que un término proceda del lenguaje de los maleantes de los siglos XVI y XVII, y otra muy distinta que deba definirse como se hablaba en los siglos XVI y XVII.

    El DRAE debiera, pues, actualizar los términos definitorios que utiliza en el léxico de la prostitución y el lenocinio. Y no solo eso. Sea o no sea infame aquello de lo que se habla, un diccionario no juzga; solo explica significados de palabras, da información relativa a su uso y a aspectos gramaticales.

    Ni tampoco debiera dejarse llevar por enfoques parciales: Porque pasa por todas las manos. El varón se erige, así, en la medida de las cosas y la aclaración se convierte en androcéntrica.

    El lema guaricha entró en con la acepción "f. Manceba de un soldado que le sigue de guarnición en guarnición". Lo mismo sucede con pindonga. Si dejamos las definiciones para pasar a otro aspecto de la microestructura, el DRAE no parece haberse aplicado a mejorar la presencia de marcas en el vocabulario de la prostitución y el lenocinio, si excluimos el bien señalizado lenguaje de germanía, muy presente en este léxico. No parece que se vayan a producir cambios en las marcas cronológicas, como sí hubo en la edición de , 22 aunque entendemos la prolija tarea que tal cosa implica, esto es, bucear en el banco de datos académico para encontrar documentación del uso de cada palabra.

    La importancia de marcar el vocabulario en un diccionario de lengua general es inmensa. Las marcas dan información de cómo usar las voces recogidas en él. Las enmiendas preparadas para la edición de del DRAE que han sido publicadas en la versión en línea no han continuado con la estela renovadora iniciada en la edición de , por incompleta que esta fuera.

    Prostitución rae prostitutas de un burdel -

    La Germanía Introducción al léxico del marginalismoSalamanca: Estas nuevas definiciones van en consonancia con la visibilidad que ya tiene la prostitución masculina en nuestra sociedad. prostitución rae prostitutas de un burdel

    Leave a Reply

    Your email address will not be published. Required fields are marked *